Soria, provincia de Contrastes Vol I: Gormaz

Fortaleza-califal-biking-hell

Tras una ruta Breve y con prisas en la provincia de Segovia en la que entramos a las hoces del río Duratón y salimos en un clásico From Out Of Nowhere, el día D de nuestra visita a la provincia había llegado. Una ruta que combina campos castellanos abiertos al final de la primavera, bosques de pinos y ruinas del Al-Andalus no podía defraudar. Y vaya si no lo hizo.

Gormaz y la fortaleza califal

Se trató de una ruta triangular entre Andaluz, Gormaz y Berlanga de Duero. La idea en principio era seguir la senda del Duero y la ruta del destierro del Cid. Comenzamos en el pequeño pueblo de Andaluz (originalmente llamado Al-Andalus), junto al Paso de la Hoz. Se trata de un desfiladero que el río Andaluz ha horadado en la Sierra de Santa Lucia y que en tiempos de la reconquista era zona de paso estratégica para las razias musulmanas.

También dicen que fue el lugar por donde se retiró Almanzor cuando le dieron las del pulpo en Calatañazor. En realidad es una leyenda falsa y un ejemplo cristiano de una fake news en toda regla. A Almanzor no le tosió ni dios, y solo la muerte permitió a los reinos cristianos recuperarse de las ostias rexibidas por el caudillo musulmán.

Aparcamos junto a la Iglesia de San Miguel Arcángel una iglesia románica del siglo XII. Tras atravesarel pueblo y río, seguimos la carretera un pequeño trecho hasta nuestro camino (la senda del Duero). Esta primera parte de la ruta transcurría al borde de la serrezuela entre campos de cultivo y bosques de sabina y pino resinero.

trigo-ìnos-resineros-biking-hell
Campo de trigo y pinos resineros

Llegamos a la localidad de Bayubas de Abajo y continuamos junto al río Bayubas en dirección sur entre choperas y tierras de labor. Aquí nos encontramos con el primer momento un poco farragoso de la ruta, ya que al volver al bosque avanzando entre pinos y enebros hasta acercarnos al Duero por el Camino de la Vega, la tierra estaba apelmazada y blanda de recientes lluvias por lo que deslució un poco el fluir de Starman y sobre todo del Renuente. En lo global algo menor ya que la sorpresa que es iba a llevar el segundo fue mayúscula, ante nosotros se mostraba imponente la fortaleza califal de Gormaz

Fortaleza califal de Gormaz, el punto álgido

Finalmente el paisaje comenzó a abrirse entre cultivos y por primera vez vemos en el horizonte la impresionante fortaleza califal de Gormaz, asentada en la estrecha y alargada meseta de un cerro. Seguimos junto al Duero hasta alcanzar el decrépito pueblo de Gormaz e iniciamos el ascenso alrededor del cerro.

fortlaeza-califal-gormaz-biking-hell
La fortlaeza califal se presenta en el horizonte

La fortaleza de Gormaz, la mayor de su tiempo, controlaba un extenso territorio desde su posición elevada. La existencia de un puente sobre el Duero y su capacidad para acomodar nutridas huestes la convirtieron en formidable base de operaciones durante las guerras entre musulmanes y cristianos, cambiando de manos varias veces desde su reconstrucción sobre las ruinas de un castillo de origen desconocido en el siglo IX hasta su final reconquista por los cristianos en 1060. vivió su época dorada durante el califato de Alhaquén II.

Recinto amurallado

Recinto amurralado con el alcázar

Después de visitar el recinto amurallado y sacar las pertinentes fotos nos recogimos en el alcázar a tomar el almuerzo y seguir disfrutando de las vistas. Al final llegó el momento de seguir nuestro camino y , tras descender el cerro y cruzar el Duero, seguimos los pasos del Cid, camino del Destierro. Aunque con matices. Cerca del camino original de Zahorra disponíamos de carreteras asfaltadas sin tráfico así que elegimos la opción fácil aunque igual de agradable y vistosa.

El camino sigue al sur del Duero en dirección este, atravesando Recuerda y después Morales hasta alcanzar Berlanga de Duero y su magnífico castillo, una fortaleza artillera del siglo XVI. Una vez en Berlanga lo primero fue la parada de rigor en la plaza mayor con descanso y refresco incluido. Después, rodeamos completamente el castillo siguiendo un agradable paseo junto al río Escalote, y salimos siguiendo la hoz que el mismo río ha tallado en la pequeña sierra al norte de Berlanga.

El final se acerca en una de las rutas más bonitas de Biking Hell

Continuamos entre cultivos hasta alcanzar la carretera de Soria y enfilamos el último tramo. Sencillo y sin demasiados problemas, atravesamos el Duero por el puente antiguo y, enseguida, alcanzamos Andaluz. Principio y final de nuestra ruta. Como somos pobres no podemos incrustar la ruta en modo relive. A pesar de toda la publicidad que les hacemos, los tacaños de ellos no nos dan ni para una gaseosa. En la siguiente foto ciclar y os llevará a la ruta.

El duero-chocolate-biking-hell
el Choco-Douro

Publicado por bikinghell

Un blog de las rutas que hacemos por donde se puede y nos dejan. Enfocado al disfrute y a lo estacionario. Alejado de sacrificios, postureo y competición

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: